Búsqueda

14 sept. 2014

Shamadi es lo más natural

   Existe un estado generalizado de leve neurosis colectiva socialmente aceptado, y la sociedad asume dicho estado como el estado normal o natural del ser humano. En este sentido, aquéllos a los que no les va bien de esta manera, que sienten que en este modo de ser y vivir el mundo algo falla, empiezan a buscar una solución a sus problemas de carácter existencial por lo que algunos se terminan encontrando con el Budismo y sus ideas en torno a la Iluminación o Despertar.

   Con frecuencia, a la gente que se asoma al Budismo en general, y al Zen en particular, e incluso a los practicantes duraderos, les parece que esto del estado del Ser Despierto o Shamadi es algo “sobrenatural” en donde uno se transforma en una suerte de super ser. Un estado especial más allá; casi no de este mundo.
Sin duda, esta concepción generalizada de Shamadi como algo sobrenatural es debida a lo anterior; es decir, a que se asume el estado de neurosis colectiva actual como un estado normal o natural del ser humano, por lo que la consecución de un estado existencial de plenitud se percibe, entonces, como algo extra-ordinario. Y se ve reforzada esta idea, además, por el a menudo desusado y esotérico estilo literario con que se escribieron los textos clásicos y por el modo en que se expresan algunos Maestros en la actualidad.

   Y lo cierto es que Shamadi no es un estado en el que hay que transformarse, sino un estado que hay que recuperar. Shamadi no es evolucionar hacia ningún ser superior, sino que es restablecer al ser natural que de manera "inconsciente" éramos en la tierna infancia, antes de que aprendiéramos cualquier cosa; el mismo ser inconsciente y natural que hay en los animales salvajes.
El mayor fin del Hombre es recuperar este Ser, esta vez haciéndolo "consciente de sí". Continúa estando aquí, oculto entre tanta broza mental vertida al cabo del día, velado por tantas emociones distorsionadas que son generadas por esta actividad mental que nos arrastra, aprisionado en los cuerpos entumecidos a causa de estas emociones desmedidas. Destierra todo esto y sólo quedará absoluta naturalidad.

   Expulsa de forma sincera todo esto y aquí, en la base, en la esencia, en la naturalidad más absoluta, está... La flor del Loto se abrirá... La Conciencia brillando como el diamante; como un espejo inmaculado todo lo refleja tal cual es y movido por el viento cósmico ningún reflejo atrapa, todo pasa.